Lifting cervical o de cuello

Nuestra piel refleja el paso de los años, ya que pierde elasticidad, tersura y aparecen arrugas o surcos faciales que le dan un aspecto envejecdio, flácido y apagado. Hay muchos factores que pueden apresurar ese envejecimiento, ya sea la genética, el estrés, la exposición al sol o una mala alimentación.

Por lo general, nos preocupamos mucho por cuidar la piel de la cara para evitar que los signos de la edad sean visible o al menos logar retrasar su visibilidad lo máximo posible. Sin embargo, poco se habla de la zona del cuello, donde los cambios suelen ser notables y afectan a la autoestima de los pacientes, porque aparece una papada más prominente, con flacidez o con más arrugas.

En la Unidad de Cirugía Plástica Facial de Canarias Dermatológica disponemos de un equipo de dermatólogos cirujanos especializados en Lifting Cervical o de cuello. Un tratamiento perfecto para rejuvener el cuello y tu imagen.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Qué es el lifting cervical o de cuello?

El lifting de cuello o cervical es un procedimiento de cirugía estética que tiene como finalidad rejuvenecer la zona del cuello para revertir la huella del paso de los años.

Es una intervención similar al lifting facial ya que el cirujano centra su labor en estirar la piel y musculatura del cuello para eliminar el exceso de piel. Así se eliminan las arrugas y la flacidez cutánea. Los resultados son muy naturales.

¿Por qué se realiza?

Con el paso de los es normal que se produzca flacidez o descolgamiento de la piel del cuello. También es común en pacientes que han perdido mucho peso de manera rápida.

Además, también se utiliza para:

  • Corregir el contorno del hueso maxilar, carillos y mejillas.
  • Corregir los pliegues del centro del cuello.
  • Eliminar la grasa bajo el mentón y la barbilla.
  • Mejorar la firmeza del rostro.

¿Cómo se realiza?

Tal y como mencionábamos anteriormente, el lifting cervical o de cuello busca levantar la piel para estirarla. Al comenzar la intervención el cirujano realizará unas incisiones en la zona delantera y trasera de la oreja, bajo el lóbulo de la misma. También hay que realizar una incisión bajo el mentón para suturar la musculatura en la zona anterior del cuello.

A través de estas incisiones el cirujano separa la piel de los músculos del cuello, tensándolos para eliminar las arrugas y suprimiendo el excedente de piel.

Al finalizar se suturan las vías de acceso y se coloca una faja cervical para ayudar a mantener la estructura del cuello lo más pegada posible durante el tiempo que estime oportuno el especialista.

La preparación para el lifting cervical o de cuello

Antes de cualquier cirugía es necesario realizar o cumplir algunas indicaciones del cirujano. En el caso del lifting cervical o de cuello es importante:

  • No fumar durante 1 o 2 meses antes de la operación. Así se mejora la capacidad de cicatrización de la piel.
  • Consumir platos ligeros los días previos a la cirugía.
  • Evita consumir grasas saturadas.
  • No consumas alcohol.
  • En algunos casos, podrá ser necesario tomar algún analgésico o anticoagulantes previamente.

Cuidados post operatorios

Después del lifting cervical es posible que el paciente tenga inflamación de la zona y aparezcan edemas. Estos desaparecen tras varios días.

El cirujano recomienda que tras la cirugía:

  • Duerma boca arriba, con almohadas en los laterales de la cabeza que impidan que esta se mueva hacia los lados.
  • Se colocará una faja o vendaje en la zona para ayudar a mantener la estructura del cuello más pegada.
  • Puede volver al trabajo tras 2-3 semanas, cuando haya desaparecido la inflamación y edema.
  • Tras 6 semanas puede comenzar a hacer deporte, ya que estará bien cicatrizado.

Las cicatrices son las mismas que se realizan en un lifting facial, es decir, por la zona delantera y trasera de la oreja pasando por el lóbulo de la misma. En este tipo de operaciones se añade también una vía por debajo del mentón que será muy pequeña.

Si hay una buena cicatrización estas cicatrices apenas serán visibles.

Los resultados son naturales y el cuello continuará su proceso de envejecimiento natural .

Además, son duraderos solo será necesario hacer algún retoque en la zona tras 10-15 años.

El lifting cervical o de cuello se suele realizar en pacientes mayores de 45 años que presentan exceso de piel o laxitud cutánea en la zona anterior del cuello.

El lifting cervical o de cuello, como hemos visto se realiza para eliminar la flacidez cutánea del cuello. En aquellos pacientes que, además, presentan gran acumulación de grasa en el cuello también se recomienda combinar este procedimiento con una liposucción de papada.

En algunos casos se puede realizar al mismo tiempo que un lifting facial, ya que las incisiones se realizan en la misma zona. En la Unidad de Cirugía Plástica Facial de Canarias Dermatológica disponemos de todos los tratamientos para rejuvenecer el rostro y mejorar la imagen de nuestros pacientes.

Contacta con nosotros

Si estás interesado, déjanos tus datos de contacto.

Deseo recibir información sobre las novedades y promociones de Canarias Dermatológica